jueves, 9 de febrero de 2017

5 plantas que también contienen cannabinoides y no son marihuana

La marihuana es sinónimo de cannabis, pero en la naturaleza hay varias plantas que contienen cannabinoides y no son marihuana. Estas son 5 de ellas.
5. Equinácea
Los cannabinoides son compuestos orgánicos que activan los receptores cannabinoides del organismo humano. Los receptores de tipo 1 están en el cerebro y son responsables por desencadenar los efectos analgésicos y psicotrópicos de la marihuana.

Otra especie que contiene cannabinoides es la Equinácea, una planta utilizada desde la antigüedad contra el resfriado común, el estrés, la fatiga, las cefaleas e incluso la artritis.

4. Hierba de los dientes
Esta planta ha sido utilizada ancestralmente por los habitantes de la Amazonia para aliviar el dolor de muelas, de donde proviene su nombre. Está siendo investigada para su utilización quirúrgica como anestésico natural. Sus propiedades están ligadas a su contenido de cannabinoides no psicoactivos.

También te recomendamos leer: «Los 10 mitos del Cannabis sativa»
3. Hepática
El grupo de las hepaticofitas tiene pedigrí botánico ya que fue nombrado y clasificado por el mismo Charles Darwin. Se ha empleado tradicionalmente para tratar problemas hepáticos, vesiculares y de la vejiga. Ahora se cree que, similarmente a la marihuana, los cannabinoides de esta especie podrían activar los receptores que producen el efecto psicotrópico.

2. Pimienta negra
Ahora resulta que tenemos cannabis en la cocina. Recientemente se ha descubierto que el terpeno contenido en el popular condimento funciona como un cannabinoide. El terpeno es la molécula que le comunica parte de su sabor y olor a los vegetales, de donde proviene el aroma a pimienta de algunas variedades de marihuana.

Al parecer, estos cannabinoides que inocentemente incorporamos en guisos y ensaladas, están vinculados con los receptores cannabinoides del tipo 2 y ayudan en el tratamiento de inflamaciones y de la osteoporosis.

1. Cacao
También los chocolates parece que llevan algo de cannabis. Aunque los cannabinoides contenidos en el cacao no tienen unos efectos psicotrópicos directos, ayudan a potenciar los conseguidos con la marihuana. Por eso, algunos fumadores habituales de marihuana gustan de comer chocolate negro antes de sus fumatas.

El delicioso placer que sentimos al comer una barra de chocolate se debería a que los cannabinoides contenidos en el cacao interactúan con algunas enzimas del organismo que desencadenan la liberación de otro cannabinoide, la anandamida, que el cuerpo genera de manera natural.

¡Hay cannabinoides buenos y malos! 

No hay comentarios:

Publicar un comentario