lunes, 23 de enero de 2017

Las eléctricas aceptan el sacrificio de tu primogénito como forma de pago del recibo de la luz

La subida del precio de la electricidad en el mercado mayorista ha representado un incremento de más del 30% en el coste de la factura de la luz. Por este motivo, el Ministerio de Energía se ha reunido con los responsables de las eléctricas para buscar “soluciones creativas” ante posibles casos de “morosos de mierda”.

“Lo siento, hijo, pero tienes que entenderlo. Es por el bien de la familia. Quiero decir del resto de la familia, claro”, le espetaba un padre a su primogénito.

El precio de la luz alcanzó su máximo el pasado viernes, llegando a cotizarse en 88 euros por megawatio hora. El Gobierno calcula que esta subida representará el asesinato de unos 150 niños.

La medida ha levantado polvareda entre las asociaciones de defensa del menor. En Cataluña, en cambio, ha habido un alud de solicitudes de sacrificio de cara a la próxima factura.

La principal preocupación del Ejecutivo es la distorsión que esta innovadora forma de pago puede ocasionar en una ya de por sí deformada pirámide poblacional. Sin embargo, el Ministro Nadal ha asegurado que esta alteración no importa porque “los niños que morirán son pobres”.

Por su parte, los responsables de las eléctricas se han mostrado satisfechos con la medida. Si bien es cierto que dejarán de percibir las habituales sumas pecuniarias a cambio de la luz, obtendrán sangre de niño, que es lo que desayunan cada mañana. La sangre de niño pobre es su zumo de naranja.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada